La exclusividad del nuevo Tomb Raider no será ilimitada

La exclusividad del nuevo Tomb Raider no será ilimitada

Tras el anuncio de que Street Fighter V iba a ser un juego exclusivo de PS4 y PC, sin versión para la Xbox One, muchos se preguntaron que pasaría con Rise of Tomb Raider. Al fin y al cabo se había anunciado que, al menos en principio, el juego sería una exclusiva temporal para la consola de Microsoft para luego dar el salto a la plataforma de Sony, pero el hecho de que Microsoft fuera la encargada de la edición y distribución del juego en norteamerica hizo saltar las alarmas y dejó dudas de si la compañía de Seattle no intentaba hacerse con la exclusiva indefinida del juego para responder por el “agravio” de quedarse sin la nueva entrega de la saga más ilustre de los juegos de lucha.

Nada más lejos de la realidad: Square Enix ha reiterado que la exclusividad es temporal tal y como Microsoft lo aseguró en el pasado E3, y que pasado un tiempo no definido el juego saldrá para otras plataformas. Cual será la duración de esta exclusiva se desconoce, y han habido casos de meses y hasta de años entre la salida original del juego y su aparición en otras plataformas. Por lo pronto se puede especular que la salida del juego en PlayStation 3, PlayStation 4 o Wii U no será como mínimo hasta principios de 2016 ya que la fecha de salida para Xbox está estimada para finales de año, en pleno mercado navideño.

Respecto a la exclusividad de Street Fighter, Phil Spencer, jefe de la división de Xbox de Microsoft, ha quitado hierro al asunto y ha señalado que prefieren un juego first party, en referencia a su Killer Instinct. Rise of the Tomb Raider al márgen, no es difícil imaginar una reacción de Microsoft buscando comprar una exclusiva third party para su consola. El tiempo dirá.

Artículo relacionado