Análisis de Sherlock Holmes: Crimes & Punishments

Análisis de Sherlock Holmes: Crimes & Punishments

“Cuando eliminas toda solución lógica a un problema, lo ilógico, aunque imposible, es invariablemente lo cierto .”

Desde su nacimiento a manos de Sir Arthur Conan Doyle en 1887, Sherlock Holmes ha servido como inspiración para crear series de televisión, películas y, por supuesto, videojuegos. El famoso e infalible detective ha sido tan utilizado y de tantas maneras distintas que cuesta recordar el carácter frio, calculador e irónico del Sherlock original.  El detective, en su origen  un hombre frío, irónico e ingenioso ha sido transformado en una especie de luchador capaz de parar el tiempo y prever los movimientos de los rivales y los suyos. En esta ocasión, Frogwares y Focus Home Interactive nos ofrecen una nueva aventura gráfica que nos da la oportunidad de resolver nuevos misterios de la misma manera que lo haría Sherlock. Una vez más podremos meternos en la piel del archiconocido detective y encontrar la solución a crímenes y robos.

¡Qué fácil es ser Sherlock Holmes!

De sobras son conocidas las grandes aptitudes de Sherlock Holmes, tanto para los que han leído los libros o visto alguna de las series como para los que han disfrutado con las infames películas; pero realmente creo que en esta ocasión han simplificado excesivamente las posibilidades de investigación aunque han mejorado mucho el apartado de deducción.

Como de costumbre, todo empezará cuando Scotland Yard se encuentre ante un crimen sin solución, momento en el que el famoso inspector Lestrade acudirá a Sherlock Holmes para que le ayude a  resolver el misterio. Nuestro objetivo será investigar el escenario del crimen, recabar información de los testigos y sospechosos y buscar una serie de pruebas que nos permitan llegar a una conclusión limpia y sin fisuras para poder delatar al criminal.

Sherlock-Holmes-06Es cierto que Holmes estaba dotado de unas actitudes sobrehumanas –mezcladas con algún que otro opiáceo para estimular el cerebro– pero en este juego hacer el papel de detective es, a mi parecer, excesivamente fácil. Amén de los ya conocidos métodos de investigación que hemos podido usar en otras entregas: una mesa de laboratorio, que nos permitirá hacer análisis exhaustivos de distintos objetos y poner a prueba diferentes materiales y el archivo personal de Sherlock, donde podremos consultar información en periódicos, enciclopedias y antiguas investigaciones y casos.

Además de estas opciones, en este juego dispondremos de dos vistas que permiten a Sherlock llevar a sus sentidos al máximo y percatarse de cosas que el simple ojo humano no podría ver o recrear escenas sobre lo que ha sucedido. Es decir, si nos acercamos a una estantería cubierta de polvo con una marca de un objeto, tendremos que usar –obligatoriamente- nuestra fabulosa vista para poder investigar ese lugar y poder deducir que ahí había un objeto. En cuanto a la otra vista, simplemente nos permitirá ver en tres dimensiones lo que se supone que ha pasado en un lugar. Una mecánica con bastantes posibilidades que, en mi opinión no está correctamente aprovechada. Debería ser un recurso de emergencia o un aspecto que nos permita ver algo realmente oculto, algo digno del gran Sherlock Holmes; no la ausencia de polvo en una estantería.

Sherlock-Holmes-01Finalizada la investigación del terreno y analizadas y estudiadas todas las pruebas obtenidas, solo nos queda enfrentarnos a los testigos. Durante las conversaciones podremos analizar el aspecto externo de nuestro interlocutor para sacar conclusiones de posibles marcas, de su mirada, de su ropa o de cualquier pequeño detalle que su físico o costumbres pueda proporcionarnos. Estos detalles podrán ser usados en contra de los testigos en caso de que en algún momento tengan la osadía de mentirnos. La mayoría de detalles son evidentes y cualquiera notaría la diferencia entre una persona que viste como un vagabundo y una que lleva traje, pero aun así, los testigos se sorprenderán de la superdotada inteligencia del gran Sherlock Holmes. Si bien es cierto que Holmes siempre ha tenido la habilidad de deducir cosas solo con mirar a una persona y de hacer impresionantes averiguaciones con el aspecto externo, eran mucho más impresionantes que las que encontraremos en el juego.  Una vista parecida a la del juego L.A. Noire, pero en esta ocasión no tendremos que mirar la expresión de los testigos para ver si mienten sino que recibiremos información por fijarnos en detalles externos de las personas.

Como ya he dicho, durante las conversaciones tendremos la opción de contradecir la declaración del testigo con distintas opciones y argumentos; normalmente cinco opciones de las cuales tres son absurdas y dos son las que te pueden hacer dudar. Aunque si nos equivocamos no pasa nada, podremos volver a intentarlo sin ningún tipo de penalización y sin poder disfrutar de distintos puntos de vista o distintos caminos para la historia.

Una vez conseguidas todas las pruebas podremos entrar en la mayor novedad del juego: Un espacio de deducción en el que tendremos que unir dos ideas para formar un concepto. Se trata de un aspecto interesante del título pero que vuelve a estar un poco anulado ya que, aunque fallemos, no habrá ninguna penalización y tampoco podremos juntar dos ideas que no vengan predeterminadas por el videojuego dando así lugar a una nueva opción. Las relaciones están establecidas y lo único que tendremos que hacer será unir dos conceptos para formar una hipotesis.

Sherlock-Holmes-07En la otra parte del espacio de deducción podremos decidir cuáles de nuestras pesquisas son correctas y coinciden con los hechos acaecidos en el caso. En este punto sí que podremos decidir a quién inculpar y explicar cómo se ha perpetrado el crimen; con las relaciones establecidas a través de la unión de pruebas se crearán una especie de neuronas en la nueva pantalla con explicaciones de lo sucedido. Las neuronas podrán ser simples o dobles y, en este último caso, tendremos que elegir una de las dos ya que son excluyentes.

Una parte curiosa del juego es que podremos declarar culpable a un inocente aun sin haber conseguido todas las pruebas. Evidentemente la resolución del caso será errónea y no veremos el final correcto, pero eso no quita que podamos hacerlo. Además, tendremos una decisión moral sobre qué hacer con el inculpado; esto no afectará en sí al juego pero sí a la escena final del caso y las decisiones le otorgarán una medida de carácter a Holmes.

La posibilidad de condenar a inocentes o de resolver, o intentar resolver, el caso de una forma distinta a la correcta es interesante; aunque al final no cambiará mucho ni la historia ni la experiencia de juego. Además, ya que apretando un simple botón, se nos dirá si hemos hecho bien o mal, no creo que mucha gente asuma que ha terminado el caso de una manera “incorrecta” y le sea indiferente.

La belleza de un buen misterio

La mejora gráfica en Sherlock Holmes: Crimes & Punishments es notable ya que es el primero de la saga de juegos de Sherlock en utilizar Unreal Engine 3, consiguiendo la belleza característica de este motor gráfico. La ambientación de los escenarios roza la perfección aunque los personajes que deambulan por los distintos lugares que podremos visitar no están tan logrados y sus animaciones no están demasiado conseguidas.

Sherlock-Holmes-04Los escenarios son un poco pequeños pero con bastantes detalles en los que nos podemos fijar. Sí que tengo que decir que antes de configurar correctamente las opciones gráficas, al mover la cámara en según qué escenarios experimentaba algo de “tearing” bastante molesto y que sucedía a menudo, pero se le perdona ya que tiene fácil solución.  En cuanto a la casa del detective, como siempre, contará con todos los detalles famosos conocidos y citados en las novelas.

Las pantallas de carga cada vez que cambiemos de escenario se realizarán a través de una vista de Holmes, Watson e incluso Tobby en un carro de caballos. En estas pantallas las bajadas de fps serán constantes y se harán un poco molestas pero, aunque no me parece correcto, ya que el resto del juego funciona a la perfección, no causa grandes problemas.

Elemental, mi querido Watson

Sherlock Holmes: Crimes & Punishments es una aventura gráfica sencilla y con un ritmo bastante lento. No podremos dar rienda suelta a nuestra imaginación y creatividad combinando cosas imposibles en nuestro inventario como podíamos hacer en los primeros juegos de este género, ni disfrutaremos de grandes dosis de acción acompañadas de secuencias de botones como en títulos más recientes.

Sherlock-Holmes-02Después de haber leído gran parte del canon sherlockiano/holmesiano, de haber visto series y películas y de haber jugado a prácticamente todos los videojuegos que se han hecho sobre el célebre detective; tengo que decir que Sherlock Holmes: Crimes & Punishments ha sido uno de mis favoritos.

Personalmente, soy más partidario de un único caso, explicando solo una historia, la experiencia de resolver seis casos cortos e independientes también ha sido enriquecedora. De esta manera es más fácil hacerse una idea de lo sucedido y da menos lugares a confusiones o misterios pero han conseguido crear seis casos dignos del famoso detective.

Pese a la escasa dificultad y a la poca presencia de puzles que presenta este título, la experiencia de juego ha sido gratificante y muy divertida. Poder resolver misterios desde la perspectiva del mejor detective de todos los tiempos siempre es un aliciente y poder decidir, aunque sea a costa de no resolver el caso correctamente, quién ha sido el criminal y cuál ha sido su modus operandi convierten a Sherlock Holmes: Crimes & Punishments en un juego que no puede faltar en las bibliotecas de cualquier fan del misterio.

Texto por Montxo Nuez

Artículo relacionado

Análisis de Punch Club

Análisis de Punch Club

Mientras se lee este análisis, recomiendo encarecidamente buscar y escuchar «Eye of the Tiger»; es…