El desarrollo de la película de The Last of Us está estancado

El desarrollo de la película de The Last of Us está estancado

Sam Raimi confiesa a IGN que el desarrollo de la adaptación cinematográfica de The Last of Us está estancado

Una diferencia de opiniones entre el director del juego y Sony ha sido la causa

Desde hace tiempo se sabe que la adaptación cinematográfica de The Last of Us se está desarrollando con una parsimonia enervante. Sam Raimi fue quien tomó los mandos del proyecto para intentar dirigirlo por el buen camino, e incluso sonaba el nombre de Maisie Williams par dar vida a Ellie. Pero parece ser que nada está ayudando a que el proyecto siga adelante y Sam Raimi ha confesado que el desarrollo de la película de The Last of Us está estancado.

Anunciada en marzo de 2014, esta adaptación sería lanzada por Screem Gems y su guión tendría la firma de Neil Druckmann, el director creativo del juego. Druckmann también se encargaría de producir la cinta junto a Raimi, el co-presidente de Naughty Dog Evan Wells, Christophe Balestra, Bruce Straley y Ghost House Pictures. Todos estos nombres no hacían más que avivar la llama de una adaptación que podría haber pintado genial si los desarrolladores del juego estaban tan involucrados en la misma. Y los rumores de que la joven Maisie Williams, prometedora estrella conocida por su papel en Juego de Tronos, protagonizaría la cinta nos hicieron subir tan alto que la caída ha sido desoladora.

TE PUEDE INTERESAR »
Revelados los trofeos de The Last Guardian

En una entrevista con IGN el pasado abril, Neil Druckmann confesó que el desarrollo de la película estaba parado y no se había hecho nada durante año y medio. El medio ha rescatado ahora esas declaraciones para que Sam Raimi las confirme o desmienta, y las noticias han sido claramente las menos deseadas:

Cuando hablamos con Neil y Ghost House Pictures esperábamos obtener los derechos, como con cualquier proyecto, y entonces venderíamos dicho proyecto pero nos quedaríamos con estos derechos. En este caso, Neil se dirigió a Sony, compañía con la que yo tengo muy buena relación, y vio que ésta ya tenía sus propios planes para la película, los cuales yo creo que no son los mismos que los que tiene Neil. Y como mi compañía no tiene los derechos, yo no puedo ser de mucha ayuda. Incluso siendo yo unos de los productores que Neil escogió, él le vendió los derechos a Sony y ésta me contrató como productor por casualidad, pero no puedo hacerme con los derechos así por las buenas y dárselos a Neil. Por lo tanto, no tengo la voz cantante aquí, así que no puedo decirle a nadie si Neil y Sony van a llegar a un acuerdo, porque no lo sé. Pero si el proyecto alguna vez vuelve a seguir adelante, yo estaré encantado de formar parte.   

Neil Druckmann y Sony se enfadan y no respiran.
Neil Druckmann y Sony se enfadan y no respiran.

Con estas declaraciones Sam Raimi confirma lo que todos temíamos: que el proyecto está en punto muerto. Pero es bueno saber que sigue interesado en producir la película a pesar de las discordancias que se están dando dentro del equipo. «Yo estoy esperando pero veo que los demás no quieren avanzar, aunque no me corresponde a mí decir por qué», añade. «Neil está en desacuerdo respecto a cómo deberían funcionar las cosas y bueno, así seguimos, y yo no me siento capaz de hacer que avance».

TE PUEDE INTERESAR »
Anunciado The Last of Us Part II en la PlayStation Experience

Como suele ocurrir, la diferencia de opiniones entre el director del juego y la compañía parece ser la causa por la cual no podremos disfrutar de The Last of Us en pantalla grande. Al menos, no en un futuro cercano. ¿Quién llegará primero, la adaptación cinematográfica o la secuela?

Artículo relacionado