De la pérdida de valor de las conferencias del E3

De la pérdida de valor de las conferencias del E3

Gran parte del mundo del videojuego se echó las manos a la cabeza el pasado martes. Motivo: Nintendo no hará conferencia en directo en el próximo E3 2014. Los calificativos que se le han dado a esta decisión van desde considerarla un síntoma de debilidad e inexistencia de cosas que mostrar, hasta una decisión inteligente motivada por las perdidas que atenazan a la compañía. De cualquier manera, es polémico que se haya decidido obrar así. ¿Por qué? Las conferencias del E3 han sido desde siempre uno de los más importantes eventos del mundillo desde el inicio de esta feria en 1995.

miyamoto-luigi

Pero debemos plantearnos, ¿cual es el valor de estas presentaciones? Porque personalmente creo que están sobrevaloradas. Nintendo parece que piensa lo mismo. Satoru Iwata sabe que tiene la cabeza en la picota al no poder/saber arreglar el descalabro de Wii U que parece que seguirá los pasos de la extinta GameCube. Además, la desaceleración de lanzamientos de Nintendo 3DS -que sigue vendiendo a espuertas- también está haciendo daño a la imagen de Nintendo. El golpe sobre la mesa o la muestra de intenciones de arreglar el descalabro son determinantes para recuperar la confianza de los jugadores, nintenderos e inversores. Se puede optar por el efectismo de una conferencia o mantener una estrategia de comunicación constante. El impacto o el buzz constante.

Por otro lado, la conferencia multitudinarias e impactantes tenía sentido en un mundo en el que no existía Internet y las revistas eran la única fuente de información. Era necesario una magnificación de los anuncios que se hacían para conseguir un gran impacto en la compra del medio y la recepción de la información, además de que el jugador tuviera mucho tiempo el juego en su mente hasta que llegara la campaña pre-lanzamiento. En cambio en el mundo actual, lo importante es que la gente hable de ti continuamente, objetivo no muy difícil ante la proliferación de foros, webs y blogs. El bombardeo masivo de gameplays, diarios del desarrollador, teasers y trailers va encaminado a generar el buzz constante de manera muy barata para la compañía, ya que los propios usuarios difunden la información. Como podemos ver, el acceso a ésta se ha democratizado. Ya no tenemos que pasar en muchas ocasiones por el filtro del periodista.

Partiendo de lo dicho, ¿es realmente necesario alquilar el Nokia Theater en L.A. por ejemplo cuando puedes generar el mismo impacto y mantener el boca-oreja mediante unos vídeos en Youtube? Las conferencias últimamente solo sirven para mostrar teasers y target render – ejem, Killzone 2- encontrando el peso real en los días posteriores, con la feria abierta. Periodistas y jugadores compartiendo opiniones, impresiones y gameplays en la meca de las ferias de videojuegos.

Nintendo E3 Press Conference

Lo único que hará Nintendo en el próximo E3 -como ya hizo en el anterior- es permitir acceder al usuario final a toda la información mediante canales oficiales. Fomenta el boca-oreja de manera más efectiva, al anegar Internet de información durante los días que dure el E3, con un medio de más bajo presupuesto y con una difusión probada -¿quién no ha visto nunca un Nintendo Direct?-.

En definitiva, no voy a negar que la parafernalia que rodea a las conferencias es muy atractiva y la puesta en escena muchas veces es espectacular -hay excepciones como cierto momento Ridge Racer, ¿no, Kaz?-. Siempre nos ha gustado verlas año tras año. Y creo que en la actualidad tienen sentido con la next-gen que nos están vendiendo: busca el primer impacto en el consumidor para después dejarlo vacío y sin juegos. Continente vs contenido. La next-gen es de pequeños sprints: hay un momento en el que brilla con fuerza y se apaga rápido si no sabe mantenerlo. Nintendo se ha planteado a sí misma como una corredora de fondo -última por ahora en la carrera de la generación actual-. No busca un momento de gloria. Busca mantenerse en la mente del consumidor y quizá sea una de las decisiones más inteligentes que ha tomado en los últimos años.

Quiero terminar haciendo un símil y una pregunta. Me planteaba al principio de este artículo la inutilidad de la conferencia como estrategia realmente efectiva de comunicación. ¿Vosotros que preferís? ¿Ser un one-hit wonder o un grupo de larga trayectoria? ¿Preferís un momento de gloria o ser recordados durante largo tiempo? Creo que Nintendo ha elegido la segunda opción en el próximo E3 2014.

Texto escrito por Fernando Porta.

Artículo relacionado