El desembarco de iOS y Android

El desembarco de iOS y Android

El día 22 de febrero aparecía la noticia referente a la venta de videojuegos en sistemas operativos iOS y Android y como estas habían superado en todo el mundo a las ventas realizadas en otros sistemas portátiles de entretenimiento como Nintendo DS y todas sus variantes o PS Vita. En concreto del cien por cien de las ventas el cincuenta y dos por ciento se habían realizado en estos sistemas y el resto en los otros dos. Dentro de las ventas mayoritarias, un cuarenta por ciento de las ventas se habían realizado en iOS y un doce por ciento en Android.

¿Qué conclusiones podemos sacar de estas cifras? Aparte de la carrera imparable entre los distintos sistemas operativos portátiles para hacerse con la hegemonía del mercado móvil y de tabletas existen otros puntos interesantes que podemos destacar. El primero de ellos es la generalización absoluta de los videojuegos entre los teléfonos móviles inteligentes y la democratización de su uso. Este aspecto no solo redunde en una mayor cantidad de público sino que engloba un elemento de mentalidad y es que el videojuego ha entrado en el gran público de una manera arrolladora formando parte del día a día de muchos propietarios de teléfonos móviles. Ahora bien ¿Qué tipo de vid eojuegos?

Los títulos más vendidos para iOS y Android son respectivamente Clash of Clans (Supercell, 2012) y Puzzle & Dragons (GungHo Online Entertainment, 2012). Dos títulos de carácter casual, perfectos para los tiempos muertos, que no requieren una atención ni un seguimiento profundo ni continuado como exigen, por ejemplo, los títulos destinados a consolas y ordenadores. Por tanto, el tipo de juego que ha vencido en esta carrera de plataformas han sido títulos que, aunque superan con creces las ventas de otros títulos, nunca verán la luz en las grandes compatibles ¿Por qué? El público de un tipo de compatible y otro es radicalmente diferente. Aquí nace otra cuestión a destacar.

idc4q12Hace unos años el público de consolas y ordenador era igualmente diferente. Muchos de los títulos que aparecían en consolas de sobremesa no aparecían en ordenadores  y viceversa. Aún persisten títulos que resisten en cada una de las plataformas como los juegos de estrategia para ordenador, que debido a sus mecánicas son muy difíciles de transportar a consolas de sobremesa. Sin embargo, este factor se suavizó con el tiempo y es raro el título que no es multiplataforma con el fin de conseguir un mayor público que demande su oferta. Además, si el proyecto de Valve, la Steam Machine, llegara a buen puerto estas diferencias se borrarían completamente del mapa, naciendo un ordenador perfectamente integrado dentro del salón, que aunque éstos ya existen no han tenido nunca la popularidad que podría proporcionar el respaldo de Gabe Newell. ¿Con todo ésto a que nos queremos referir?

Este fenómeno, la homogeneización del producto y del usuario de las diferentes plataformas terminará por alcanzar igualmente a los dispositivos portátiles y especialmente a las tabletas y teléfonos móviles. Ya están naciendo, especialmente en dispositivos iOS diferentes títulos que han aparecido igualmente en ordenadores. El caso paradigmático de este ejemplo es el género de las aventuras gráficas, el cual mediante su sistema de jugabilidad más usado, point & click, se ha sabido adaptar a la perfección a estos sistemas portátiles existiendo en la actualidad un gran catálogo de este género, como las obras de Péndulo Studios o Wadjet Eye Games.

ss_538d4abf5d61cedd3d6a49002535decd22158f6f.1920x1080No pasará demasiado tiempo hasta que las plataformas portátiles con sistemas operativos iOS y Android se conviertan en pesos pesados de la industria del videojuego. Este aspecto debería ser aprovechado por los desarrolladores de videojuegos para ofrecer títulos de calidad en dichas plataformas, los cuales son realmente atractivos debido a su, por norma general, bajo precio. Además, las ventas de tabletas son cada día más elevadas, estas ventas están creando un mercado incipiente en vías de consolidación que ya posee un mercado de jugadores dispuestos a gastarse unos cuantos euros por disfrutar de diferentes títulos que cada día poseen una mayor calidad y salen de las mecánicas y estándares de los “free to play” y plataformas casuales.

Por tanto las tabletas y dispositivos con sistemas operativos iOS y Android deberían ser tomados en cuenta por los desarrolladores de videojuegos multiplataforma como una apuesta segura de futuro debido al amplío nicho de mercado que encierran así como el gran potencial que se observa al mercado de videojuegos de dichas plataformas, especialmente cuando el gusto de estos usuarios viren hacía títulos más complejos y profundos, como ocurrirá antes o temprano, como ha ocurrido en otros sistemas. Aunque, por supuesto, siempre habrá espacio para un buen plataformas sencillo y rápido, pero esa es otra historia.

Artículo relacionado