El nuevo Humble Bundle nos trae amor en forma de SEGA

Artículo anteriorAnálisis: Lords of the Fallen