Elders of Madness o cómo aprender creando

Elders of Madness o cómo aprender creando

¿Qué ocurre cuando juntamos a 120 chicos de educación secundaria con un interesante proyecto en el que se quiere enseñar la programación a través de la creación de un videojuego? El resultado de esta interesante combinación tiene un nombre: Elders of Madness. Y una forma: un shooter de scroll lateral en el que manejamos una pequeña nave, totalmente al estilo de clásicos como Gradius, pero contra un enemigo muy peculiar: Las hordas venidas de las peores pesadillas de H. P. Lovecraft.

elders_wip_003Es la primera vez que tenemos que enfrentarnos a las terroríficas criaturas del escritor americanas de una forma tan peculiar. Hemos tenido que huir de ellas, buscarlas, incluso invocarlas, pero nunca hemos tenido que luchar contra ellas a bordo de una pequeña nave.

A pesar del control y aspecto simple de Elders of Madness hay que felicitar el enorme trabajo hecho por unos estudiantes de secundaria que lo han creado desde cero. Tanto su historia, diseño y música ha sido creada desde los cimientos haciendo que el juego se convierta en una delicia totalmente retro que encandilará a aquellos jugadores que hayan podido disfrutar en su momento de clásicos como el anteriormente mencionado Gradius, Parodius o muchos otros.

elders_wip_001

Hemos tenido la oportunidad de disfrutar de la última beta antes de su lanzamiento oficial y podemos decir que estamos ante un divertido título que, pese a sus picos de dificultad y algún problema a la hora de distinguir qué es parte del escenario –lo que provoca una muerte instantánea- y qué no. El manejo de la nave es increíblemente responsivo y se adapta a la situación de una forma extraordinaria.

Hay que tener en cuenta que este juego tiene su principal inspiración en los juegos retro, hasta el punto en el que si algo te roza nuestra nave estallará en mil pedazos, que hemos mencionado por lo que muchas veces el control de la nave puede llegar a resultar demasiado cuadriculado –especialmente en los estrechos pasillos del segundo nivel-.

Por si esto fuera poco, la inspiración sacada de Lovecraft se puede ver en el elemento más importante de Elders of Madness: nuestro medidor de cordura. Esta pequeña barra que se situará en mitad del HUD inferior irá disminuyendo poco a poco a medida que vayamos luchando contra las distintas criaturas que intentarán derribarnos y que hará que la pantalla se vaya oscureciendo. Para evitarlo, algunos de nuestros enemigos nos darán una pequeña esfera que hará que recuperemos parte de esta barra. Otros power-ups que soltarán los enemigos potenciarán nuestra fuerza de disparo.

elders_wip_004Dicho esto, lo que principalmente tenemos que alabar es el pixel art. Quizá no es el mejor ni el más pulido, pero con un simple vistazo podemos decir que estamos ante las criaturas y vástagos de Cthulhu y compañía. Lo más loable es el hecho de que estos estudiantes han tenido que aprender a hacer este pixel art de cero, aunque echamos de menos alguna animación cuando los jefes de fase mueran. Por si fuera poco, la música que acompaña al juego también está realizada por estos estudiantes, los cuáles a su temprana edad, han sabido imbuirlas de un espíritu retro que le sienta como un anillo.

Elders of Madness es un pequeño gran título, especialmente por todo el trabajo que tiene a sus espaldas –unas 600 horas de trabajo llevadas a cabo por más de 200 personas involucradas en el proyecto- que durante sus 4 fases nos llevarán por un universo de locura que nosotros tendremos que salvar pero… ¿estarás preparado para sobrevivir a las criaturas sacadas de tus peores pesadillas?

Artículo relacionado