¿Es positiva la retrocompatibilidad para una consola?