Star Citizen vuelve a mostrar sus encantos pero también anuncia malas noticias