Kratos por poco acaba en Egipto con el nuevo God of War