El Doblaje de Metal Gear Solid

El Doblaje de Metal Gear Solid

El mundo del doblaje, concretamente en España, goza de un nivel y una reputación fuera de toda duda. Prácticamente cualquier vertiente audiovisual que llega hoy día del extranjero a nuestro país recibe un doblaje. El videojuego, por supuesto, también forma parte de esos productos y ya nos hemos acostumbrado a recibir una gran parte de las obras con su correspondiente doblaje al castellano —sea mejor o peor—.

Bien es cierto que el cuidado y el desarrollo de todo el proceso de doblaje cuando hablamos de videojuegos no se realiza igual que el de otros ejemplos como pueden ser las películas o las series en nuestro país, y en la mayoría de casos (no en todos) se suele tratar como a un producto menor, y debido principalmente a las prisas y al descontrol, su calidad se ve mermada de forma considerable. Incluso contando con los mejores profesionales en el doblaje de un videojuego —que eso nadie pone en duda— el resultado puede terminar siendo bastante desastroso por distintas circunstancias que suelen ser externas a la dirección o a los actores de doblaje implicados. Pero del proceso de doblaje de un videojuego podemos hablar en futuros artículos.

Hoy me gustaría hablar y comentar en estas líneas sobre el primer “gran doblaje” al castellano en nuestro país dentro del mundo de las consolas de sobremesa, aquel que dio el pistoletazo de salida. Para ello nos remontamos a 1999, época de esplendor de la primera Playstation en España. Año en que uno de los mejores videojuegos de la historia marcaría una época y cambiaría la forma de entender y plantear futuras grandes obras videolúdicas. También de aquel que cambiaría la forma de entender el doblaje de videojuegos en nuestro país. Hablamos del primer Metal Gear Solid.

“Al habla Snake, Coronel, ¿puede oírme?”

alfonsovalles
Alfonso Vallés «Snake»

Con un planteamiento y unas mecánicas jugables revolucionarias, Metal Gear Solid se alejaba por mucho de lo ofrecido en los típicos juegos de acción de la época, planteando el sigilo y la infiltración por encima de los disparos y la acción más directa. Además, también incluía una gran cantidad de escenas cinemáticas y conversaciones por “Codec” —una radio con la que poder comunicarnos durante la misión—, que incluían horas y horas de contenido argumental y conversacional de gran calidad narrativa. Algo nunca visto hasta entonces y que evidentemente se copió e imitó en futuros lanzamientos.

Con una carga narrativa y argumental tan importantes a pesar de ser un videojuego, que contaba con infinidad de conversaciones entre escenas y llamadas, en la Konami de la época se tomó la decisión de realizar un doblaje propio e individual en muchos países europeos para que un juego de unas características nunca antes vistas pudiera ser más accesible al público. España se encontraba en esa lista de países que iban a realizar un doblaje propio en su idioma de la obra de Hideo Kojima. Y hasta el momento y a día de hoy, la única entrega de la saga con voces en nuestro idioma.

Vicente Gil, actor de doblaje con un recorrido espectacular al que hemos podido escuchar ya en innumerables videojuegos, se haría cargo de la dirección del doblaje de esta ambiciosa obra de Konami. Lo que expondré a partir de ahora no serán hechos exactos ni contrastados, pues no tenemos acceso a la información real ni hemos podido hablar con ninguno de los implicados del doblaje, pero sí que podemos extraer muchas conclusiones y opiniones sobre el trabajo y la forma en que se realizó valorando distintos aspectos vistos y escuchados desde el exterior como espectadores y jugadores.

Lo que sí podemos dar por hecho, e indudablemente, es que ningún implicado en el doblaje en castellano del juego podía ni siquiera imaginar la gran repercusión y admiración que iba a provocar durante años ese trabajo. Sin apenas tener conocimientos reales sobre el videojuego, y muy posiblemente sin contar con imágenes de la obra real —como suele ocurrir en la mayoría de ocasiones—, elegir a un elenco de actores capaces de llevar a cabo con profesionalidad y calidad un doblaje muy complicado es uno de los primeros pasos a los que tuvieron que enfrentarse en su momento. Sumemos a la dificultad habitual de no contar prácticamente con información ni imágenes del juego, a un elaborado y enrevesado guión con multitud de distintos personajes e infinidad de conversaciones llevadas a cabo en distintos momentos y bajo contextos muy diferentes. Jamás, hasta ese momento, el doblaje de un videojuego en nuestro país había tenido, ni de lejos, esas características.

Ricky Coello
Ricky Coello «Liquid S.»

Dificultad extrema ante un producto muy ambicioso que exigía esfuerzo, así había que abordar el trabajo y así se hizo. Comprobando la lista de actores de doblaje elegidos, podríamos llegar a la conclusión de que para la elección de actores se optó por dos grandísimos profesionales de calidad incuestionable y larga trayectoria para los dos principales protagonistas de la historia: Solid Snake y Liquid Snake. Alfonso Vallés, ya mítico por los jugadores gracias a este papel, y Ricky Coello, fueron los actores de doblaje elegidos para dar voz a las dos figuras más importanes del videojuego. De esta manera, al menos, prácticamente quedaba asegurado un buen doblaje de estos dos personajes. Valorándolo hoy en día, de hecho, el nivel en todas las escenas y takes de estos dos grandísimos profesionales no puede ser menos que sobresaliente. Ricky Coello, además, también doblaba a Master Miller, aunque supongo que la mayoría de jugadores de Metal Gear Solid se dieron cuenta de ello tarde o temprano…

Además de dirigir el doblaje, Vicente Gil daría voz al Coronel Campbell, otro de los personajes con más diálogo del juego a pesar de no aparecer en ninguna escena cinématica, sólo a través del codec. También sin apariencia “física”, sólo vistos en las ya famosas “caras verdes” de este aparato, escucharíamos a Meritxell Ané como Naomi Hunter —personaje de una exigencia emocional brutal, que la actriz consigue solventar a la perfección—, Noemí Bayarri como Mei Ling, y Marta Estrada como Natasha Romanenko, personaje que curiosamente sólo escucharemos en la partida si nosotros así lo deseamos llamando a su frecuencia, de lo contrario no participará en ningún momento de la trama. Los actores de doblaje que sí aparecen en escena y completan el plantel son Ana María Camps como Meryl, Enrique Hernández como Otacon, José Javier Serrano como Gray Fox, Javier Amilibia como Revolver Ocelot, Joaquín Gómez como Vulcan Raven, Francesc Rocamora como Psycho Mantis, Ana Orra como Sniper Wolf y Francisco Alborch como el Presidente Baker.

Una cantidad bastante grande de actores de doblaje, en la que todos cumplen su cometido de manera muy eficiente. Como curiosidad destacable, y que quizás algunos no conozcáis, Ricky Coello no fue el único actor que dobló a dos personajes distintos. Enrique Hernández, además de Otacon, también dobló a otro de los personajes míticos de la saga Metal Gear Solid y que hasta el momento ha aparecido en todas las entregas: Johnny Sasaki, el soldado que nos vigilará durante nuestro encarcelamiento en el juego y que sufre un terrible problema estomacal. Javier Amilibia, la voz de Revolver Ocelot, se encargó además de otros dos personajes secundarios del juego: el jefe Darpa y Jim Houseman —que si recordáis nos llamará por codec casi al final de la aventura—. Que un mismo actor de doblaje se encargue de varios personajes suele ser muy habitual en nuestro país con los videojuegos, y si bien en algunos casos se nota bastante, concretamente en este Metal Gear Solid es probable que se haya pasado por alto para una gran parte del público. Todo, de nuevo, debido al gran hacer de todos los actores de doblaje implicados.

MGS Codec

“No tengo pasado, tampoco tengo futuro, sólo vivo el presente.”

Es entendible que el trabajo realizado en nuestro país en el año 1999 por todos estos profesionales —más los que no escuchamos pero también participaron en la traducción, localización, grabación, mezcla, etc.— fuera pasto de elogios y repercusión dentro de la comunidad del videojuego. Nunca antes se había visto un doblaje de tales características y tal calidad, pero es que tampoco se había visto nunca antes un videojuego con una profundidad de guión tan bestial como el planteado por Hideo Kojima. El juego, en este caso, favoreció enormemente el trabajo de doblaje que también es impecable, pero también lo son todos los otros productos en que estos profesionales españoles han participado y siguen haciéndolo.

Vicente Gil «C. Campbell»
Vicente Gil «C. Campbell»

También es razonable que después de Metal Gear Solid, en las futuras entregas de la saga se pidiera y casi se rogara por parte de los jugadores un nuevo doblaje al castellano que jamás se produjo y jamás, seguramente, se volverá a producir. Una saga con tal prestigio no necesita del gasto extra de un doblaje único por cada país europeo, pues a pesar de ello las ventas seguirán siendo buenas por la propia calidad incuestionable de los productos. Y eso es un hecho que a nuestro pesar se tiene en cuenta a la hora de invertir en este tipo de añadidos.

Analizando fríamente el doblaje del juego en nuestro idioma a día de hoy, podemos extraer también unas conclusiones con las que seguramente muchos de los jugadores de la saga estarán de acuerdo si no se dejan llevar por la nostalgia y las emociones. El doblaje es muy bueno (sobre todo por parte de los dos Snake), pero sólo en puntos concretos roza la excelencia. De hecho, objetivamente, ya se han realizado a día de hoy doblajes mucho mejores en el mundo de los videojuegos en nuestro país. El doblaje al inglés que hemos podido escuchar a partir de la segunda entrega de la saga, con el que también podríamos extendernos un poco en futuros textos si así lo queréis, sí es excelente. Y lo es por una sencilla razón: tanto el doblaje en inglés como el doblaje al japonés del juego se realiza con el director y guionista del producto presente en el estudio. Kojima dirige a los actores y extrae de ellos todo lo que quiere y más, asegurándose de que el trabajo no pueda ser menos que excelso. Si somos realistas, evidentemente, Kojima no va a venir a un estudio de nuestro país a hacer algo parecido, por lo que el resultado en cuanto a calidad jamás se acercará ni mucho menos al de los otros dos idiomas, más si tenemos en cuenta el proceso habitual de doblaje de un videojuego en España, donde los actores apenas tienen información sobre la obra ni sobre su propio personaje.

Entiendo la postura de muchos jugadores, que por nostalgia y cariño a las voces que escucharon allá por 1999, piden y casi exigen un nuevo doblaje a nuestro idioma. Pero yo prefiero que no se haga, pues sería imposible volver a contar con el mismo elenco de actores de doblaje, y tampoco se acercaría ni mucho menos a la calidad que sí nos otorga el doblaje en inglés. De realizarse, que se haga bien y que vuelva a marcar un punto y aparte en el doblaje de videojuegos en nuestro país. De lo contrario, lo mejor para la saga y para sus acérrimos fans, es que no se haga.

Sala de DoblajeLa historia no se puede cambiar, y es parte de la historia del mundo del videojuego en nuestro país el doblaje del primer Metal Gear Solid. El primer gran doblaje al castellano, del primer videojuego para muchos jugadores que marcó una época y cambió de manera rotunda la forma de entender este arte. 15 años después, a todos los integrantes de ese doblaje, tanto a los que disteis voz e interpretación como a los que realizasteis otras tareas igual de importantes, si me leéis, os doy mis más sinceras felicitaciones y sobre todo, GRACIAS.

“¡¡¡Aún no Snake, aún no ha acabado!!!”

 

 

Texto escrito por Álex Pareja.

Artículo relacionado