Escape Dead Island y el reclamo en nombre de la beta