Evolution se despidió amigablemente de Sony