Final Fantasy XIV prepara su camino hacia Heavensward

Final Fantasy XIV prepara su camino hacia Heavensward

Todavía quedan tres meses para que los usuarios podamos acceder al nuevo contenido que Heavensward, la primera expansión de Final Fantasy XIV: A Realm Reborn, nos tiene preparados. Un nuevo lugar que explorar, nuevas razas y clases, mazmorras que conquistar… Pero claro, la historia en algún momento tendría que llevarnos a este inhóspito páramo.

Este es el cometido del parche 2.55 del juego en el que finalmente la historia que comenzó en el anterior parche -Before the Fall-, llevándonos con sus misiones a Ishgard, la región principal en la que Heavensward tendrá lugar. Para ello, la nueva prueba -o Trail- llamada The Steps of Faith nos pondrá a prueba, nunca mejor dicho, para ver si somos dignos de poder entrar a esta nueva región. Sin embargo, caer derrotados no significará el fracaso inmediato, podremos volver al punto donde lo hemos dejado para poder volver a intentarlo una vez más.

Square Enix ha decidido echar una mano para aquellos jugadores que tengan problemas a la hora de finalizar las difíciles raids Second Coil of Bahamut y la Final Coil of Bahamut. La primera verá aumentado su Echo hasta el 20%, lo que incrementa el máximo de vida de los jugadores, el daño causado y la potencia de la magia curativa. La segunda elimina la restricción semanal y los jugadores podrán entrar a cualquier turno desde el Duty Finder.

Finalmente, la misión semanal The Gift of the Archmagus, que tenía como misión el terminar las tres raids de Crystal Tower, dará Encrypted Tomestones, lo que nos permitirá conseguir armas de nivel 120, antes sólo disponibles a través de la Final Coil of Bahamut.

Este nuevo parche verá la luz hoy mismo, por lo que tan sólo tendréis que abrir el cliente y descargarlo para poder acceder a estas ventajas.

Artículo relacionado