La que se atribuna -Capítulo 6-: Una campanita, un Naruto bronceado y una lágrima por Geralt de Rivia