Crónica de Madrid Games Week

Crónica de Madrid Games Week

Si el primer año de una feria se caracteriza por el titubeo, la prueba y la escasez, el segundo año debe ser el de la consolidación y la ampliación de la oferta. Los organizadores de Madrid Games Week lo saben bien y por ello no han caído en el mismo error que en la pasada edición, con un pabellón algo vacío para el espacio que tenían. Las tres grandes compañías de hardware no han dudado en sacar toda la artillería pero otras como Bandai Namco, Badland Games y MadeInSpain Games no se han quedado atrás trayéndonos lanzamientos futuros y presentes. ¿Queréis trasladaros un rato a la naciente gran feria de videojuegos española? Venid con nosotros y traspasad la entrada para encontrarse con dos gigantes frente a frente: Sony y Nintendo. Más al fondo, Microsoft.

Sony y la espectacularidad

Madrid Games Week PlayStation Arena

Nos recibe Sony a su lado derecho con la enorme PlayStation Arena, que albergará varios eventos a lo largo de los días que dure la Madrid Games Week -podéis echar un vistazo al programa completo aquí-, empezando por la conferencia de Rime, el hypeante juego de los españoles Tequila Works, o la aparición de ToniEmcee sobre el escenario para animar al personal. En el centro de la pista, varias PlayStation 4 con el recién lanzado -y vapuleado por sus problemas en el online- simulador de conducción, Driveclub. Nada nuevo bajo el sol.

Lo realmente interesante está en todo lo que rodea a este megastand -a no ser que estéis más interesados en todo el show que se monta a lo largo del día-. Hemos tenido oportunidad de probar Bloodborne, donde se nota el buen hacer de los chicos de From Software -aunque los cadáveres se sigan atascando en diversos sitios o tengan físicas extrañas-, con una ciudad gótica que transpira intranquilidad en cada una de sus esquinas pero que puede acabar como una propuesta muy continuista con respecto a sus predecesores, aunque aumenta el ritmo del combate y la agilidad del personaje, haciendo más fácil esquivar las continuas embestidas de los poseídos habitantes de la ciudad. Uno de los exclusivos más fuertes con los que viene Sony para el próximo año.

20141016_142734

The Order 1886 también se apunta a la fiesta madrileña pero nos ha dejado un sabor de boca agridulce. Durante la brevísima prueba que nos permitieron -no queremos imaginar cuando haya colas kilométricas-, no dejamos de ver una propuesta que no difiere en mecánicas a las del gran exclusivo de la pasada generación de Microsoft, Gears of War, solo que más lentas. Limpiar una zona de enemigos y avanzar se hace norma en The Order 1886. Es verdad que la mecánica de disparo, debiendo lanzar primero polvo de termita y después una bengala para prenderlo, y la ambientación en un siglo XIX alternativo con elementos sobrenaturales deberían hacer de The Order 1886 una propuesta suficientemente fresca pero por ahora, lo ponemos en duda. No faltan tampoco las bandas negras en los extremos de la pantalla como ya hemos podido ver en el reciente The Evil Within. Todo con el lema de hacer más cinematográfica la experiencia.

Battlefield Hardline, con sus batallas entre policías y ladrones, no se diferencia mucho de lo que hemos visto en cualquier entrega de la saga. Los escenarios son más pequeños por lo que pudimos otear, que no fue mucho ya que teníamos pendiente Dead Island 2, una continuación más loca que su primera parte que sólo contaba con dos PlayStation 4 para probarlo, y Resident Evil Revelations 2. De este último, nuestra opinión no difiere demasiado de lo que dijimos en nuestras primeras impresiones.

IMG_20141016_162732852

Destiny tampoco se podía perder la cita habiendo sido la gran baza de Activision para este último trimestre de 2014. Un gran espacio lo ocupan las numerosas PlayStation 4 con el juego de moda de la next-gen -a nuestro compañero Montxo le ha encantado-. Personalmente, se podría haber habilitado ese espacio para mostrar más juegos que no han llegado todavía a nuestras manos.

A los que les deberían haber dado más espacio a los desarrolladores seleccionados en los PlayStation Awards, 24 juegos hacinados en una pequeña zona al lado de Destiny. Si os podéis acercar, veréis muy buenas ideas, un ambiente de garaje, de pequeña comunidad indie que se junta para desarrollar juegos por su cuenta, mucho buen rollo y una votación en la que tú serás el jurado para elegir los 12 proyectos que llegan a la final de esta magnífica propuesta. Nosotros pudimos probar Adam de Indiefferent Games, con un estilo gráfico que se inspira en el conocido test de Roschard, en el que se nos cuenta la historia de una persona que supera sus miedos en el psiquiátrico donde le encierran.

Capture

Otro juego que pudimos ver fue Castles del estudio Whoot Games. En él, nos pondremos en la piel de un arquitecto que deberá reunir materiales para construir a base de conseguir conectar bloques. El juego está todavía en una versión muy temprana, pero tiene algo especial que consigue que podamos pasarnos un buen rato enganchados a la pantalla, reuniendo materiales y construyendo pisos como locos. En futuras actualizaciones se añadirán enemigos varios que harán de la ya de por sí difícil experiencia, más complicada.

Project Martin del estudio GamerON, en su versión pre-alpha también fue uno con el que pudimos estar un rato. Este título nos pone en la piel de un niño de 10 años que, tras perderse en una biblioteca, deberá combatir a las sombras que la han hechizado con la ayuda de un candil mágico parlante. Los gráficos del juego a pesar de ser una versión tan temprana, ya dejaban vislumbrar la ambición que sus creadores han puesto en él, pues eran bastante vistosos. El juego es el resultado de un proyecto de fin de carrera de seis estudiantes de ESNE, la Escuela Universitaria de Diseño, Innovación y Tecnología y saldrá aproximadamente el próximo año para Playstation 3 y PS Vita en un principio.

The World’s Name del estudio Fat Raccoon era un plataformas de scroll lateral que nos gustó por su estética cel-shading y por querer recuperar la esencia de las aventuras plataformeras. El estudio va poco a poco, lentos pero seguros de que lo que hacen les puede servir para hacer su primera incursión en el mundo de los videojuegos. Por último, también debemos destacar IslaBomba de Sons of a Bit, un juego de puzles donde las bombas y la cooperación adquieren una importancia capital para superarlos.

Nintendo y su crossover de lucha, rey de los competidores

IMG_20141016_121138691

Nintendo se ha traído su baza para las Navidades: Super Smash Bros for Wii U. Los que ya lo hemos probado en Nintendo 3DS sabemos las bondades que alberga este juego: a saber, una plantilla inmensa, contenido para aburrir como es normal en los juegos de Sakurai y la complejidad de la mecánica de los Smash en la palma de tu mano. Super Smash Bros for Wii U no cambia la propuesta jugable pero la pantalla grande le sienta de maravilla al juego. En cuanto a contenido exclusivo de esta versión, hemos podido jugar con el escenario de Pilotwings, montados en un avión y paseando por un mapa en 2D por el aire, sin ninguna ralentización aunque la pantalla se llenara de efectos. Un must-have para el que se quiera echar unas partidas con los amigos.

Pero a lo que deberéis ir corriendo es a por Splatoon, la sorpresa del último E3 2014. Una adictiva propuesta de multijugador -que podrás probar de 10 a 12 en el stand de Nintendo- en la que la pintura toma especial relevancia. Llenar el escenario de pintura nos permitirá deslizarnos por rapidez por todas las rutas para terminar con el equipo contrario, que hará lo propio si le dejamos. Las partidas son frenéticas, sin dejarnos un momento de descanso ya que el marcador puede darse la vuelta en cualquier descuido. La posibilidad de llegar directamente al campo de batalla principal al tocar en la pantalla del GamePad a un compañero hace de la experiencia muy inmediata. Splatoon apunta maneras pero, ¿será suficiente con su modo multijugador?

Bayonetta 2 cuenta con su pequeño espacio, preparándose para su próximo lanzamiento el 24 de octubre en España. Si os quedasteis con ganas de más en la demo, tranquilos que en la Madrid Games Week podréis probar una sección diferente, en compañía de un aliado controlado por al IA. Combos, tiempo bruja y acción por todos lados en una continuación en sentido estricto de la primera entrega. Ya queda menos para catar la experiencia completa.

IMG_20141016_154734766

También pudimos probar Kirby and the Rainbow Curse para Wii U, la nueva aventura de plastilina de uno de los personajes más entrañables de la compañía. En la fase a la que jugamos, teníamos que tocar encima de Kirby con el lápiz táctil para que éste corriera y destruyese obstáculos a su paso. No obstante, había que tener un poco de habilidad para manejar las líneas de colores que debíamos trazar para coger algunas estrellas o llegar a rincones más recónditos de la fase.

Captain Toad Treasure Tracker hacía acto de presencia en el stand de Nintendo, con una propuesta jugable ampliada y mejorada desde aquel minijuego de Super Mario 3D World. Las fases que visitamos duraban cinco minutos como mínimo, poniéndonoslo complicado para finalizar el nivel gracias a los enemigos que pululan por ahí y las continuas caídas que podemos sufrir. El enfrentamiento contra un jefe final servía de colofón para finalizar la demo: puzles más grandes de lo habitual que involucraban a un dragon escupe-fuego. A buen precio, parece que va a arrasar en Navidades.

No pudimos probar Monster Hunter 4 Ultimate, el cual está presente en el stand de Nintendo, pero sí la nueva entrega de Sonic en la portátil de Nintendo, Sonic Boom Shattered Cristal, que no nos terminó de convencer en su propuesta jugable. La velocidad ha dado paso a un plataformeo que creemos insípido, ayudado por el látigo que posee Sonic para engancharse a los elementos del escenario. Le daremos una oportunidad pero el futuro es negro.

Además de estos títulos, el stand de Nintendo tiene más sorpresas que dejamos que descubráis vosotros -entre ellas, el nuevo Pokémon Rubí Omega/ Zafiro Alfa– aunque el catalogo actual de Nintendo 3DS es el mayor representado en la feria.

Xbox y las propuestas occidentales

IMG_20141016_143150885

Como compañía americana, Xbox se ha traído la artillería pesada de este lado del mundo en un gran stand similar en tamaño al de Nintendo pero quizás un poco vacío. No hemos podido jugar a Halo Master Chief Collection ya que no estaban las consolas operativas.

Para operativo, Sunset Overdrive el cual te lanzará a la cara enemigos infinitos y jefes descomunales en una propuesta loca donde nuestro personaje sale de una cabina telefónica cada vez que resucita. Aunque divertido, no nos conseguimos hacer con el sistema de parkour en nuestra sesión de juego, dejándonos una sensación de ser impreciso imposibilitando la respuesta satisfactoria del jugador. Todavía les queda un poco para terminar de pulir una propuesta bastante interesante que concuerda mucho con el espíritu de Insomniac Games.

Evolve tiene su hueco a puerta cerrada, con lo cual prevemos colas infinitas para poder jugar al cooperativo de la nueva obra de los creadores de Left 4 Dead, Turtle Rock Studios. La mecánica de cuatro cazadores, los cuales deberán combinar sus habilidades y coordinarse de la forma más efectiva posible para terminar con un ente muy superior a ellos, contra un monstruo, devastador en cuanto a potencia destructiva, dará buenos ratos y una ligera nostalgia a aquellos tiempos de cibercafés y cascos donde los gritos en la sala eran constantes. Buen movimiento.

AC Unity Image 1

Assassin’s Creed Unity también lucía palmito en su representación de París en tiempos de la Revolución Francesa. Mecánicas de siempre en un envoltorio espectacular donde pudimos visitar la catedral de Notre-Dame entre otros edificios emblemáticos y hacer un par de misiones secundarias que no salían de lo convencional. ¿Ubisoft habrá tirado la idea de los barcos en balde para volver al espíritu de los primeros Assassin’s Creed? Veremos a ver que nos depara el futuro.

Al lado del stand de Microsoft, tenéis Call of Duty Advanced Warfare, donde podréis jugar unas partidas multijugador en el nuevo título de la franquicia de Activision. Necesidad de jugar en equipo y divertido de jugar como todos los Call of Duty, la inclusión del jetpack y el escudo además de nuevas armas puede dar nuevos aires a una saga que ya necesita un soplo de aire fresco.

Por último, Forza Horizon 2 tiene puestos con volante y pedales para que podáis vivir su experiencia de mundo abierto y carreras con la velocidad que requiere llegar a la meta con el primer puesto. Para el que no le guste esto de los volantes, tenéis habilitada en el area LG Forza Horizon 2 en una televisión 4K con pad tradicional. Una nueva forma de ver la next-gen. Además, podréis jugar a FIFA 15 en pantalla gigante o en alguno de los puestos habilitados a tal efecto. Seguramente esté lleno hasta la bandera durante todos los días que dure la Madrid Games Week.

Las otras propuestas de la Madrid Games Week os dejarán con ganas de más

650_1000_Oculus-Rift-Crystal-Cove1-1

Si el año pasado, sólo había un Oculus Rift en la feria con una cola realmente notable, este año podéis optar a tres Oculus Rift Crystal Cove: dos en lo nuevo de Bandai Namco, Project Cars, con asiento, volante y pedales incluidos; y otro en un trailer interactivo de Interestellar, la última película de Christopher Nolan. Ya en el día para profesionales y periodistas ha sido difícil acceder a uno de ellos, pero la espera vale la pena debido al aumento de resolución que han llevado consigo las gafas, haciendo de la experiencia algo completamente inmersivo, ayudado por los complementos que ponen a disposición las compañías.

Bandai-Namco-31-Name-Change

Como habéis visto, Bandai Namco ha traído a esta edición de Madrid Games Week bastantes de las novedades de su catálogo. Una de ellas es Dragon Ball Xenoverse, al que pudimos jugar en modo versus. Los controles resultaban bastante sencillos, con gran facilidad para ejecutar los diversos combos y ataques especiales aunque era difícil orientarse cuando la cámara se alejaba cogiendo de referencia a otro que no fueras tú. Seguramente lo resuelvan de mejor manera en el juego final. Respecto a los gráficos, se veía bastante bien con un estilo cel-shading cercano a la serie de animación pero tampoco consideramos que fueran algo que remarcar en esta nueva intentona dentro de la lucrativa franquicia.

También pudimos darle un tiento a Digimon All-Star Rumble, una continuación del Digimon Rumble Arena de PSX y su continuación en PS2, GC y Xbox que no termina de captar la velocidad de sus predecesores para presentarnos simples batallas 1vs1 y modelados bastante básicos para lo que podría haber sido; Lords of the Fallen, un RPG que recuerda demasiado a un Dark Souls en fácil -copia hasta el mismo sistema de control- aunque seguramente haya que darle una oportunidad debido a su historia, exploración de escenarios y los personajes que pueblen su mundo; y The Witcher 3, con un gameplay grabado y comentado por una voz en off de 30 minutos a puerta cerrada -una pena que no esté en versión jugable- que ya lleva un mes en circulación por la red de redes.

Dragon Age Inquisition hacía acto de presencia en la feria para arreglar el desaguisado que supuso Dragon Age 2 para los fans de la franquicia de Bioware. Con un estilo más dinámico en el combate y la necesidad de coordinar los poderes de los cuatro integrantes del equipo, la demo nos ponía en unas ciénagas donde debíamos rescatar a nuestros compañeros secuestrados. El modo a tiempo real y el táctico se complementan para ofrecernos una gran variedad de acciones y poder planear con inteligencia las batallas que nos aguardan contra hordas de enemigos. Frostbite 3 ayuda a meternos en el mundo fantástico-medieval del que hace gala la franquicia desde sus inicios. Esperemos que la libertad de elección no se limite a rojo y azul.

IMG_20141016_145643238

Pero no todo iban a ser compañías grandes. Made in Spain Games  ESNE han dado cobijo a un gran número de desarrollos indies bajo su manto y visibilidad. Proyectos que van a conformar la base del futuro desarrllo en nuestro país. Entre los 40 juegos a los que han dado cobijo, podemos encontrarnos Project Cell de WasFan StudiosHeart&Slash de Aheartfulofgames -con entrevista a su creador hace tiempo-, Fleish & Cherry de Red Little House -con entrevista a los miembros del estudio-, A Rite from the Stars de los chicos de Risin’ Goaten la Tribuna y visita al estudio. Dos en uno- o Skara The Blade Remains. Todos ellos se merecen un vistazo siempre que las colas te lo permitan. Al lado, tenéis el Auditorio Gamelab Academy en el que podréis asistir a numerosas conferencias que se desarrollarán a lo largo de los días de la feria.

Pero, ¿qué sería de una feria sin sus tiendas de videojuegos? Les pudimos echar un ojo a muchas cosas que nos interesaban. Destacar el puesto de Kaoto Videogames, con precios bastante contenidos para lo que se suele ver por estos lares, 16 Bit Era, con clásicos atemporales, y Ediciones Arcade al lado vendiendo su nuevo libro, La Leyenda Final Fantasy VII. Para los amantes de las figuritas, Square Enix Products será vuestro paraíso. Hasta se han traído un Final Fantasy VII funcionando en una PlayStation 2.

Ya toca terminar la feria

Como podéis ver, hay contenido para aburrir si os dejan las colas. Nos hemos dejado cosas en el tintero que ya deberéis experimentar cuando estéis en Madrid Games Week. La feria ha sabido mejorar lo que se le criticó el año pasado y sólo falta que la gestión de esperas sea mejor. Madrid Games Week empieza a crear un producto muy atractivo para las compañías y este año lo demuestra de sobras con la fuerte presencia de las grandes. Quizás el próximo año podamos estar hablando de presentaciones. Esperemos que sí. Por ahora, dadle la bienvenida a la gran feria del videojuego española.

 Texto por Marina Díaz

 

 

Artículo relacionado